REVISTA SECCIONES COOKIETEKA STAFF  
 

 

   
COTN Nº248 ABRIL 2021  
  COOKIES
ON
COOKIES
Francisco Molinero
 


HABLEMOS DE ALCOHOL


borrachera, bimba, castaña, cogorza, colocón, cuelgue, curda, ebriedad, embriaguez, hongo, juma, jumera, llorona, manta, melopea, merluza, mona, moña, pea, pedal, pedo, pítima, sombrero, tablón, tajada, tranca, trompa, turca, zamacuco. Sí, queridos lectores, este mes hablaremos del alcohol.

Se estrena la película “Otra ronda”, dirigida por Thomas Vinterberg, sobre cuatro profesores de instituto que realizan un experimento manteniendo una tasa de alcohol constante en su cuerpo cada día, con el fin de ver cómo pueden mejorar en todos los aspectos de su vida. Aunque la trama pueda inducir a la comedia, lo cierto es que se presenta como un drama, encabezado por Mads Mikkelsen. Y por esto, este mes nos toca hablar del alcohol en uno de sus usos más sociales. El alcohol es usado en industria, como disolvente, como fermento, pero sus dos aspectos más conocidos son el farmacéutico y el que lo incluye en todo tipo de bebidas, léase cerveza, sidra, ron, vodka, whisky, ginebra, anís, vino, absenta, tequila, brandy, pacharán, baileys, vermut y muchos tipos de cócteles.

De todas ellas, la que se considera más antigua es la cerveza, puesto que existen referencias de hace unos 10.000 años, cuando eran consumidas por sumerios, egipcios, chinos o babilónicos. Dos milenios antes de Cristo ya se conocían veinte variedades de cerveza, una de las bebidas alcohólicas más populares en la actualidad, junto con el vino y el vodka.

Como todos sabemos, el exceso de alcohol puede llegar a producirnos alguna de las palabras que encabezan este artículo, ese estado de ebriedad en que no distinguimos lo real, las habitaciones se tuercen o dan vueltas, el habla se confunde y nos invade un estado de euforia que a veces se convierte en violencia, otras veces en malestar, o en ocasiones nos ayuda a dormir. Eso sí, nadie nos evitará la resaca a la mañana siguiente. Por eso hay que beber con moderación, sin llegar al coma etílico. Y una vez dicho esto, pasemos a lo que interesa.

El alcohol está presente en numerosas películas y series de televisión, como referencias fundamentales podemos referirnos al agente 007, James Bond, y su insistencia en tomarse siempre un Martini “mezclado, no agitado”, o el personaje de Rajesh Koothrappali en la reciente serie “Big Bang Theory”, que solo puede hablar con mujeres si ha bebido algo con alcohol. Por otro lado, tenemos una serie de cócteles que se han popularizado gracias a películas, como son el Cosmopolitan, el Bloody Mary o el Manhattan. También tenemos tres bebidas tropicales muy famosas durante cada verano, a saber: el mojito, el daiquiri y la caipiriña. Por su parte, también se ha visto reflejado en muchos films el rito del tequila, que consiste en lamer un poco de sal, chupar un limón y beberse un lingotazo de tequila, probablemente la bebida mexicana más popular, junto con el mezcal.

Y para contrarrestar todo eso, tenemos a la asociación de Alcohólicos Anónimos, a la que puede acudir cualquiera que tenga problemas con el alcohol y no pueda dejar de beber con cierta frecuencia, porque el alcohol no solo destroza vidas, también te destroza el hígado, a veces con una cirrosis que no se la salta un caballo. Así que ahora sí, pasemos a las dos pantallas y veremos que podemos encontrar en ellas.

Como series tenemos la muy popular “Cheers”, “Patrick Melrose”, “Recovery Road” o “Mom”, sin olvidarnos de la cerveza Duff que Homer Simpson consume constantemente y de una de las series más míticas de los 80, “Falcon Crest”, protagonizada por la familia Channing y sus enormes viñedos, y en la que sucedían todo tipo de engaños, traiciones y peleas por controlar la empresa. Se decía como chiste que la familia Channing tenía muy mala uva, juas, juas.

Y por fin, vamos a entrar en el cine, eso sí, antes pasaremos por el bar, nos pondremos a tono con algún cóctel, un chupito, un quinto, una litrona o un calimocho (el vino con Coca Cola tan popular en los botellones) y nos dispondremos a ver películas. Eso sí, no os paséis bebiendo porque entonces no os habréis enterado de nada.



OLD MAN DRINKING A GLASS OF BEER (George Albert Smith, 1898)
Una de las primeras secuencias donde aparece una bebida alcohólica, es en este corto de un minuto, rodado en los orígenes del cine, que nos muestra simplemente a un hombre bebiendo y alegrándose por ello.





DÍAS SIN HUELLA
(Billy Wilder, 1945)
Más de cuarenta años después de aquel corto, otro referente es este clásico film de Wilder, que cuenta la vida de un escritor que ha destrozado su vida y su trabajo por ser un adicto al alcohol, capaz de robar para seguir pudiendo pagarse su bebida. Su pareja y su hermano intentarán ayudarlo a regenerarse, pero será una tarea harto difícil.


EL SECRETO DE SANTA VICTORIA (Stanley Kramer, 1969)
Poco antes de terminar la II Guerra Mundial, el ejército alemán pretende requisar un millón de botellas de vino que se elabora un el pueblo italiano de Santa Victoria. Ante esta situación, el nuevo alcalde del pueblo decide esconder las botellas antes de que lleguen los nazis.


SARA T, RETRATO DE UNA JOVEN ALCOHÓLICA (Richard Donner, 1975)
Linda Blair, la posesa más famosa del cine, interpreta a una adolescente que, tras acudir a una fiesta, empieza a beber para superar su timidez y relacionarse mejor con los demás, pero el alcohol terminará convirtiéndola en adicta.


A LA MAÑANA SIGUIENTE (Sidney Lumet, 1986)
Jane Fonda encarna a una actriz alcohólica que un día se despierta en su cama junto al cadáver de un productor de cine porno que ha sido acuchillado. Debido a su adicción al alcohol no recuerda nada de lo sucedido la noche anterior, así que trata de borrar las huellas de su presencia allí y huye pensando si habrá sido ella la autora del asesinato.


EL BORRACHO (Barbet Schroeder, 1987)
Mickey Rourke es un escritor alcohólico que pasa su vida en bares, especialmente en el Golden Horn, donde cada noche entra en trifulca con el dueño y terminan peleándose, siendo cada pelea objeto de apuestas por parte de los clientes del bar, generalmente vagabundos y prostitutas. Un día conocerá a una bella mujer tan alcohólica como él, que le acompañará en sus juergas etílicas.


TALLO DE HIERRO (Héctor Babenco, 1987)
El magnífico dúo Jack Nicholson / Meryl Streep interpretan a una pareja de borrachos que intentan huir de su pasado. Él, un antiguo jugador de béisbol que abandonó a su familia después de un trágico accidente. Ella, una apasionada de la música que no tiene dónde caerse muerta, y por eso se aferra a su amigo, sabiendo que algún día recuperará la cordura y tratará de volver con su esposa.





COCKTAIL (Roger Donaldson, 1988)
Uno de los títulos que popularizaron a Tom Cruise es éste, en el que interpreta a un recién licenciado del ejército que, para ganarse la vida, trabaja en un local de copas, aprendiendo de su jefe el arte de la acrobacia con vasos y botellas, actividad que se popularizó por aquellos años a raíz de esta película (por entonces un servidor trabajaba en un videoclub y empezó a hacer lo mismo con las carátulas de las películas, alegrando la visita de los clientes). El chico quiere abrir su propio local, y pronto se irá a trabajar a Jamaica, donde se enamorará de una joven que está de vacaciones.


EL AÑO DEL COMETA (Peter Yates, 1992)
Una enóloga (persona que se dedica a analizar el proceso de fabricación y embotellado del vino) viaja hasta un antiguo castillo de Escocia para catalogar un vino antiguo, pero sucede que es un vino muy raro, de 150 años de existencia, y que fue embotellado durante el paso del cometa Halley. Además cree que fue propiedad de Napoleón, lo que convierte a ese vino en un producto muy valioso, y por el que diversas personas harán lo que sea para poseerlo.


CUANDO UN HOMBRE AMA A UNA MUJER (Luis Mandoki, 1994)
Andy García y Meg Ryan interpreta a un matrimonio aparentemente ideal, con un buen trabajo, una buena casa y dos buenas hijas. Pero en la intimidad, la mujer es adicta al alcohol, no puede afrontar ningún evento social sin algún licor en el cuerpo. Ante esta situación, el marido decide internarla en un centro de desintoxicación.


LEAVING LAS VEGAS (Mike Figgis, 1995)
Nicolas Cage hace de guionista alcohólico que no rinde bien debido a su adicción, por lo que decide abandonarlo todo, irse a Las Vegas y beber sin control. Al llegar allí conocerá a una prostituta de la que se enamorará.


28 DÍAS (Betty Thomas, 2000)
Esta vez es Sandra Bullock la que empina el codo, y sufre un accidente con una limusina que roba de la boda de su hermana, lo que termina llevándola a una clínica de rehabilitación, de esas en las que hacen un círculo de personas, una dice “Hola, me llamo Mike y soy adicto al alcohol” y todos responden “Hola, Mike”, y donde deberá permanecer 28 días recuperándose, y donde conocerá a varias personas que cambiarán su forma de ver la vida.





BAD SANTA (Terry Zwigoff, 2003)
Willie es un alcohólico que todas las navidades se disfraza de Papá Noel en los centros comerciales, acompañado por su colega Marcus, que padece de acondroplasia y se viste como un duende. Justo el día antes de Navidad saquean la caja fuerte del centro donde trabajen, pero en su nuevo destino se encontrarán con un jefe de seguridad que no les quitará ojo de encima.


ENTRE COPAS (Alexander Payne, 2004)
Un hombre divorciado y un actor sin futuro, grandes amigos, deciden hacer una ruta de vinos para encontrar el más perfecto de todos, justo antes de la boda de uno de ellos.


MONDOVINO (Jonathan Nossiter, 2004)
Documental dirigido por un sommelier y consultor de vinos, que le llevó a recorrer el mundo durante tres años por tres continentes recogiendo numerosos aspectos del vino desde las perspectivas de negocio familiar, industria y relevo generacional, mostrando desde el cultivo pasando por la producción, la distribución y el consumo.


BEERFEST (Jay Chandrasekhar, 2006)
Por si alguien no lo sabe, existe una fiesta en Alemania llamada Oktoberfest, que rinde homenaje pleno a la cerveza. En esta comedia del mismo director de “Supermaderos” y “Club desmadre”, dos hermanos estadounidenses acuden a dicha fiesta para montar una juerga gorda y participar en una dura competición de beber cerveza, enfrentándose con equipos de otros países.





HACIA EL ABISMO (David Wu, 2007)
Otra joven que le da a la botella, desde que fallece su padre y su ingreso en la universidad, usando el alcohol como forma de relacionarse e integrarse con los demás, cayendo en la adicción y empezando a faltar a clase y a suspender exámenes, tirando por el retrete su carrera como atleta.


EL CEMENTERIO DE LOS ELEFANTES (Tonchy Antezana, 2008)
Existe un lugar en La Paz (Bolivia) repleto de antros donde beber sin conocimiento, conocido como El Cementerio de los Elefantes, porque al igual que los elefantes, según se dice, buscan un lugar concreto para morir, donde teóricamente hay cientos de esqueletos, objetivo de los cazadores de marfil, en este sitio los borrachos acuden para morir bebiendo. Allí es donde llega el protagonista, alcohólico desde los 14 años que decide irse al cementerio mientras recuerda su vida.


GUERRA DE VINOS (Randall Miller, 2008)
Historia real de Steven Spurrier, un británico con una tienda de vinos en París, que consiguió que un vino de California triunfase en un concurso de París, extendiendo así la fama del buen vino por todo el mundo.


BUTTERFLY ZONE – IL SENSO DELLA FARFALLA (Luciano Capponi, 2009)
Dos amigos descubren en una bodega un vino capaz de resucitar a un muerto, literalmente. Lo utilizan para devolver la vida a varias personas, incluido un asesino en serie. Pronto se descubrirán rituales y asesinatos que el departamento de seguridad nacional intentará mantener ocultos.


RESACÓN EN LAS VEGAS (Todd Phillips, 2009)
Cuatro amigos celebran la despedida de soltero de uno de ellos en Las Vegas, cogiendo una cogorza monumental y con una resaca al día siguiente que no les deja recordar nada de lo que pasó. En su habitación descubren que el novio no está y que junto a ellos hay un tigre y un bebé.


CUANDO EL AMOR NO ES SUFICIENTE, LA HISTORIA DE LOIS WILSON (John Kent Harrison, 2010)
Basada en la historia real de Lois y Bill Wilson, un matrimonio que, debido a las constantes borracheras de él y su conflictiva relación decidieron hacer algo por las personas con problemas de adicción al alcohol y fundaron, junto con el doctor Robert Smith, la asociación Alcohólicos Anónimos, a mediados de los años 30.





EL CAMINO DEL VINO (Nicolás Carreras, 2010)
Un popular sommelier llega a Argentina con el fin de participar en un evento llamado Masters of Food and Wine, donde degustará vinos ante el público. Poco antes del evento, pierde todo el gusto de su paladar, así que un reputado experto le recomienda probar los vinos del país para limpiar su paladar y recuperar el gusto. En este camino, el hombre descubrirá la esencia de la gente que trabaja en los viñedos y volverá a su esencia y recordará su propio pasado alejando de todo ese mundo glamouroso.


EVERYTHING MUST GO (Dan Rush, 2010)
El habitualmente cómico Will Ferrell protagoniza un drama seudocómico, sobre un adicto al alcohol al que su mujer echa de casa tras ser despedido del trabajo. Con todas sus cosas esparcidas por el jardín tratará de seguir su vida en ese lugar como si todo fuera normal, pero sus amigos intentarán hacerle ver que tiene que volver a recuperar su auténtica vida, fuera del jardín.


HOW BEER SAVED THE WORLD (Alan Eyres, 2011)
Documental de Discovery Channel sobre los orígenes de la cerveza y cómo ésta ha influido en importantes acontecimientos de la historia, como la construcción de las pirámides de Egipto o la creación de la medicina moderna.


EL VUELO (Robert Zemeckis, 2012)
Denzel Washington interpreta a un piloto de aviación que consigue salvar a los pasajeros que lleva en su avión, haciendo un impresionante aterrizaje de emergencia. Pero cuando se analizan las causas de lo sucedido, se descubre que el ahora considerado como héroe nacional llevaba más alcohol en la sangre de lo permitido.


LA PARTE DE LOS ÁNGELES (Ken Loach, 2012)
Un grupo de jóvenes delincuentes son asignados a trabajos sociales, donde conocerán un educador que les enseñará en secreto todo lo que sabe sobre el whisky. Uno de los jóvenes descubrirá que tiene un gran talento como catador y es capaz de identificar los mejores whiskies.





SIN LEY (John Hillcoat, 2012)
La Ley Seca, que en Estados Unidos prohibió el consumo de alcohol durante los años 20 (aunque también hubo otras leyes similares en otros países, pero esta fue la más famosa) obligó a muchos a fabricar su propio licor o whisky casero y tratar de ganarse la vida vendiéndolo ilegalmente, lo que provocó muchos altercados policiales y proliferación de la mafia del alcohol. Entre las muchas películas que tratan el tema, destaca ésta sobre la historia real de los hermanos Bondurant, que establecieron todo un comercio de whisky ilegal a espaldas de las autoridades y defendiendo su “negocio” a sangre y fuego.


TOCANDO FONDO (James Ponsoldt, 2012)
Una pareja que se dedica a la música, a divertirse y a beber como locos, verá en peligro su relación cuando la chica deja decide abandonar su adicción al alcohol.


BIENVENIDOS AL FIN DEL MUNDO (Edgar Wright, 2013)
Cinco amigos de juventud se reúnen para intentar un reto que nunca consiguieron acabar. Recorrer todos los bares de su pueblo natal en una maratón alcohólica, hasta llegar al último, llamado “El Fin del Mundo”. El problema es que hay un fin del mundo de verdad, alienígenas y cosas chungas que harán difícil terminar ese reto.


AMY, LA CHICA DETRÁS DEL NOMBRE (Asif Kapadia, 2015)
Documental sobre la vida de Amy Winehouse, su adicción a las drogas y al alcohol y su muerte por causa de su adicción a las drogas y al alcohol, además de la bulimia, que terminaron con una parada cardíaca. Se apellidaba “casa de vino”, para más señas.


WHISKY GALORE! (Gilles Mackinnon, 2016)
Un barco lleno de whisky naufraga en una isla de Escocia durante la II Guerra Mundial. Los habitantes de la isla, que llevan mucho tiempo sin beber alcohol, planean esquivar a las autoridades para hacerse con el cargamento. Remake de un clásico de los años 40.


ANSIA DE VIVIR (Lorenzo Gabriele, 2017)
Una madre adicta al alcohol no se ve capacitada para cuidar a sus hijos pequeños, mientras que su marido tiene que decidirse entre aceptar un ascenso en el trabajo, porque implicaría viajar fuera y dejar a sus hijos solos con su madre alcoholizada.





DOS PADRES EN APUROS (Fred Wolf, 2019)
Salma Hayek y Alec Baldwin son dos padres con problemas de alcoholismo que tienen problemas financieros y buscan la forma de ocultar este hecho a su hija y sus amigos.



Finaliza la sección con una cita de Charles Bukowski, escritor muy amigo del alcohol que supo establecer una buena relación entre éste y la literatura: “si ocurre algo malo bebes para olvidar, si es bueno bebes para celebrar, y si no pasa nada bebes para que pase algo”.

Acabado nuestro recorrido por bares, tabernas, chigres, pubs y chiringuitos de todo tipo, os dejo estos consejos que os ayudarán a prevenir una resaca el día siguiente de la juerga.

El mes que viene, si nada lo impide, hablaremos de torturas, torturados, ejecuciones y ejecutados.





EL MONSTRUO DE LAS COOKIES
COOKIES ON COOKIES
Francisco Molinero



 

 

<<INICIO

  SIGUIENTE>>

SECCIONES

   
Cookies On Cookies COOKIES ON COOKIES
Francisco Molinero
Pase de Prensa PASE DE PRENSA
Maruja Bergman
BEHR BEHR
Nina Voorhees
La Senda LA SENDA
Julio González

 
COTN en Facebook SÍGUENOS EN
FACEBOOK

 

  
COOKIES ON THE NET
WWW.COOKIESONTHE.NET ES UNA REVISTA DE CINE DE ACCIÓN, TERROR Y CIENCIA FICCIÓN.
QUEDA PROHIBIDA LA REDIFUSIÓN TOTAL O PARCIAL DE SUS CONTENIDOS SIN PREVIO Y EXPRESO CONSENTIMIENTO
.
ESTE SITE TIENE ©1996 - 2021 ©FRANK PALACIOS 1996 - 2021